Tipos de fertilizantes

Los fertilizantes pueden clasificarse de distinta maneras, ya sea según su origen ( inorgánicos e orgánicos), composición (puros y compuestos) o característica (líquidos y sólidos) y usos a los que están destinados.


Según su origen:

Fertilizantes Inorgánicos o Químicos

Pueden ser de origen natural extraídos de la tierra, como el nitrato (de Chile) o bien sintéticos elaborados por el hombre.
Las plantas no distinguen entre procedencia natural o sintética, y ambos se descomponen antes de ser absorbidos.
Generalmente los de este tipo son de acción rápida y estimulan el crecimiento y vigor de las plantas cuando se aplican sobre la superficie.

Fertilizantes Orgánicos

Pueden ser de origen animal (guano) o vegetal (compost, abonos verdes). La mayoría son de acción lenta, pues proporcionan nitrógeno orgánico que debe ser transformado en inorgánico por las bacterias del suelo antes de ser absorbido por las raíces. Como estos organismos no actúan en suelos fríos, ácidos o empapados, su efectividad y rapidez de acción dependerá del terreno.


Según su composición:

Fertilizantes Simples

· Los fertilizantes simples están formados por un solo ingrediente activo. Generalmente contiene un solo nutriente vegetal básico o pequeñas cantidades de otros (como la harina de huesos).

Fertilizantes Compuestos

· Los fertilizantes compuestos están formados por mezclas de ingredientes activos, y generalmente contienen los 3 nutrientes vegetales principales (Nitrógeno N, Fósforo P y Potasio K). Muchos de ellos contienen al mismo tiempo fuentes de sustancias nutritivas de acción rápida y lenta, lo que les permite mantener su acción nutritiva por más tiempo.

Según sus características físicas:

Fertilizantes Sólidos

· Existe una amplia gama de abonos sólidos: en polvo y en granulados.
· Los polvos actúan más rápidamente que los granulados, pero son más incómodos de usar. Ambos se esparcen sobre el suelo con la mano o con equipo atomizador de abono.

Fertilizantes Líquidos

· Los fertilizantes líquidos se aplican directamente sobre las plantas (fertilización foliar) o disueltos en agua mediante el sistema de riego (fertirrigación).
Ventajas de la fertilización foliar:
Alta eficiencia “potencial” de los fertilizantes aplicados directamente al follaje.
Uno de los problemas mayores: daño en hojas y/o frutos.
La fertilización foliar es usada para:
-Corregir rápidamente deficiencias
-Frente a problemas de excesiva “fijación” por parte del suelo.
-Frente a una inadecuada absorción de las raíces (por baja temperatura, daños, etc.)

Fertirrigación

.La fertirrigación es una técnica de aplicación de abonos disueltos en el agua de riego a los cultivos.
El objetivo principal de la fertirrigación es el aprovechamiento del flujo de agua del sistema de riego
para transportar los elementos nutritivos que necesita la planta hasta el lugar donde se desarrollan las
raíces, con lo cual se optimiza el uso del agua, los nutrientes y la energía, y se reducen las
contaminaciones si se maneja adecuadamente.

Preguntas Para Examen

Fijándonos en el modo de aplicación ¿cuáles son los tipos de fertilizantes?
El sólido y el líquido.
El sólido se aplica directamente al suelo y el líquido se aplica a las hojas o mediante el sistema de riego.
Explica los tipos de fertilizantes según su composición.

¿Cuáles son los 3 nutrientes vegetales principales?
Nitrógeno N, Fósforo P, y Potasio K.